Por fin, un ayuntamiento en condiciones, ahora a por el horno, pese a quien pese.