Gramática intensiva
La voz pasiva



La voz pasiva con SER

Se usa SER + el participio pasado para formar la voz pasiva. La preposición POR antecede al agente de la acción.

El participio pasado concuerda con el nombre modificado.

Ejemplos:
voz activa:
voz pasiva:
El mecánico reparó el coche.
El coche fue reparado por el mecánico.
voz activa:
voz pasiva:
Los niños treparon los árboles.
Los árboles fueron trepados por los niños.
voz activa:
voz pasiva:
Jaime escribió la carta.
La carta fue escrita por Jaime.
voz activa:
voz pasiva:
Los alumnos entregaron las composiciones.
Las composiciones fueron entregadas por los alumnos.


No se usa la voz pasiva con:
  • los verbos de percepción o emoción
  • un tiempo progresivo
  • un complemento de objeto indirecto


Si el verbo principal es uno de percepción o emoción, generalmente no se estructura la voz pasiva con el verbo ser. Ejemplos de verbos de este tipo son: escuchar, odiar, oír, querer, sentir, temer y ver.
Ejemplos incorrectos: **El dulce fue querido por Miguelito.**
**La película fue vista por Tomás.**

La voz pasiva con el verbo ser no se emplea en una construcción que usa un tiempo progresivo.
Ejemplos incorrectos: **El libro estaba siendo leído por Juan.**
**Las tortillas estaban siendo preparadas por mi abuela.**

Cuando hay un objeto indirecto, no se puede formar la voz pasiva con ser.
Ejemplo incorrecto: **El regalo le fue comprado a Elena por Jorge.**


La voz pasiva refleja
Se usa la voz pasiva refleja (SE + el verbo en la 3ª persona del singular o plural) para expresar aquellas acciones en que no hay un agente específico.
Ejemplos: Se habla español.
Se venden bicicletas.

Se usa la A personal y el verbo se conjuga en la 3ª persona del singular cuando el receptor es una entidad animada independiente que sea singular o plural.
Ejemplos: Se ve a la gente.
Se ve a las personas.
Con la voz pasiva refleja, el objeto indirecto no puede ser el receptor de la acción:
Ejemplo incorrecto: **Se mandó a mi mamá las flores.**
Ejemplo correcto: Se mandaron las flores a mi mamá.


La reflexiva impersonal
Se usa la reflexiva impersonal para indicar un sujeto general o indeterminado. El verbo siempre está en la 3ª persona del singular.
Ejemplo: Se come bien en ese restaurante.
Se aprende a andar antes de correr.
Se piensa que el español es fácil de aprender.